En el camino de Emaús, por Luis Eduardo Martínez

Luis Eduardo Martínez: “Hasta el infinito y más allá”

Horas atrás, Domingo de Pascua, proclamó el Papa, Urbi et Orbi, que Cristo resucitó. La alegría del regreso a la vida contrastó con el dolor del día de la crucifixión cuando en palabras de mi recordado compadre Rafael Caldera “la hermosa gesta de tres años había terminado bajo la piedra de un sepulcro. Un grotesco remedo de corona había mancillado la frente del Caudillo. Una tabla sarcástica sobre una cruz de malhechor había sido el remate de la predicación del Nazareno”. Alegría incontenible que, en palabras de Su Santidad, embargó…

Leer más